Mahatma Gandhi, pelegrino de la paz.
Mahatma Gandhi significa "Alma Grande". Predico la no-violencia y se convierte en un héroe nacional. A través de las huelgas de hambre consiguió la unión del pueblo Hindú.

Índice - 7 de Junio del 2009
Tema: Biografías / Subcribirse

Mahatma Gandhi, 1869-1948. Político y pensador indio.
Titulo a su auto biografía, la historia de mis experimentos con la verdad.

Nació el 2 de octubre de 1869 en Porbandar (India) y falleció en Nueva Delhi (India) el 30 de enero de 1948 a los 78 años.

"No hay camino para la paz, la paz es el camino."
"Para una persona no violenta, todo el mundo es su familia."
"Si quieres cambiar al mundo, cámbiate a ti mismo."

Gandhi nunca llegó a recibir el Premio Nobel de la Paz, aunque fue nominado cinco veces entre 1937 y 1948. Décadas después, sin embargo, el Comité que administra el premio Nobel declaró la injusticia de tal omisión, que atribuyó a los sentimientos nacionalistas divididos que negaron tal premio a Gandhi.

El Gobierno de la India otorga un premio al que denominan el Premio de la Paz de Mahatma Gandhi. Uno de los que recibió dicho premio es el dirigente sudafricano Nelson Mandela.

Biografía

Gandhi nació en Porbandar, una ciudad costera de Porbander (pequeño estado principesco en Kathiawar, en la India Británica), actualmente en el estado de Gujarat (India). Era el hijo de Karamchand Gandhi, el diwan (primer ministro) de Porbandar. Su familia era de la casta vaisia (comerciante). Su madre, Putlibai, la cuarta esposa de su padre, tuvo una gran influencia en su niñez, cuando Gandhi aprendió a muy temprana edad a no hacer daño a ningún ser viviente, a ser vegetariano, a ayunar para purificarse y a tener tolerancia con otros credos y religiones.

A los trece años sus padres arreglaron su matrimonio con Kasturba Makharji, quien tenía un año más que él, y con la cual tendría cuatro hijos.

Gandhi fue un estudiante mediocre en su juventud en Porbandar y posteriormente en Rajkot, logrando a duras penas pasar el examen de admisión en la Universidad de Bombay en 1887, matriculándose en la Escuela de Samaldas, en Bhavnagar. No estuvo mucho tiempo allí, y aprovechó la oportunidad que se le presentó de estudiar en Inglaterra, país al que consideraba «cuna de filósofos y poetas, el centro de la civilización». Estudió Derecho en la universidad de Londres. Regresó a la India después de lograr su licenciatura para ejercer la abogacía en Inglaterra.

Trató de establecerse como abogado en Bombay, pero no tuvo mucho éxito, pues en aquel entonces la profesión de abogado estaba sobresaturada y Gandhi no era una figura dinámica en los tribunales. Regresó a Rajkot ejerciendo la modesta labor de preparar peticiones a litigantes. Tuvo que dejar esta tarea tras un altercado con un oficial británico en un incidente en el cual trató de abogar por su hermano mayor.

En 1944 su esposa Kasturba muere en los brazos Gandhi después de 62 años con ella. Gandhi queda desolado.


Asesinato y sus últimas palabras

El 30 de enero de 1948, cuando Gandhi se dirigía a una reunión para rezar, fue asesinado en Birla Bhavan (Birla House) en Nueva Delhi, a los 78 años de edad por Nathuram Godse, un radical hindú aparentemente relacionado con grupos ultra derechistas de la India, como era el partido Hindú Hahasabha, quienes le acusaban de debilitar al nuevo gobierno en su insistencia que le fuera pagado a Pakistán el dinero prometido.

Godse y su co-conspirador Narayan Apte fueron juzgados y condenados a muerte. Su ejecución se realizó el 15 de noviembre de 1949. Sin embargo, el que se considera como instigador del asesinato, el presidente del partido Hahasabha, Vinayak Damodar Savarkar, quedó libre sin cargo alguno por falta de pruebas.

Una prueba de la lucha de Gandhi y su búsqueda de Dios está en sus últimas palabras antes de morir exclamó: «¡Hey, Rama!». Esto se interpreta como un signo de su espiritualidad, así como su idealismo en la búsqueda de la paz en su país.



Curiosidades

Gandhi nunca aceptó el título de Mahatma, porque no se consideraba digno de él. Sólo le gustaba que lo llamaran Bapu ("Padre"), que es una expresión, a la vez, cariñosa y respetuosa.

Su respeto por la vida no se limitaba a la humana, consideraba como hermanos a todos los seres vivientes y si hoy todavía estuviera entre nosotros, dejaría oír su voz a lo largo y ancho del mundo para salvar a la ""vida"" que destruimos día tras día por nuestra ambición e insensibilidad ecológica.

Si creemos que algún hombre merece verdaderamente el título de ""santo"", ninguna persona de buena voluntad, sea cual sea su credo, puede excluir de la ""lista"" de quienes llegaron a esta condición, a aquel hombrecillo de cuerpo delgado y de mirada sonriente, tras del cual se escondía el Alma más grande de nuestro siglo.

Gandhi decía ser hindú, buddhista, cristiano, musulmán, shiks, judío, etc… sin que para él, existiera contradicción alguna. Esto era porque, según su pensar, la única definición real de Dios era que es: La Verdad y El Amor, y esto puede aplicarse a todas las religiones por igual.

Gandhi se convirtió en símbolo internacional de una India libre.

India alcanzó la independencia en 1947, y se separó en dos países, India y Pakistán, tras lo cual comenzaron los enfrentamientos entre hindúes y musulmanes. Gandhi había abogado por una India unida, donde los hindúes y los musulmanes pudieran vivir en paz. Un 13 de Enero de 1948, a la edad de 78 años, comenzó un ayuno con el propósito de detener el derramamiento de sangre. Tras 5 días, los líderes de ambas facciones se comprometieron a detener la lucha y Gandhi abandonó el ayuno.

Albert Einstein dijo de Gandhi: "Las generaciones del porvenir apenas creerán que un hombre como éste caminó por la tierra en carne y hueso."



Frases celebres

  • Nuestra recompensa se encuentra en el esfuerzo y no en el resultado. Un esfuerzo total es una victoria completa.
  • La violencia es el miedo a los ideales de los demás.
  • Puesto que yo soy imperfecto y necesito la tolerancia y la bondad de los demás, también he de tolerar los defectos del mundo hasta que pueda encontrar el secreto que me permita ponerles remedio.
  • La voz interior me dice que siga combatiendo contra el mundo entero, aunque me encuentre solo. Me dice que no tema a este mundo sino que avance llevando en mí nada más que el temor a Dios.
  • No hay camino para la paz, la paz es el camino.
  • Nadie puede hacer el bien en un espacio de su vida, mientras hace daño en otro. La vida es un todo indivisible.
  • Casi todo lo que realice será insignificante, pero es muy importante que lo haga.
  • Ojo por ojo y todo el mundo acabará ciego.
  • Realmente soy un soñador práctico; mis sueños no son bagatelas en el aire. Lo que yo quiero es convertir mis sueños en realidad.
  • No se nos otorgará la libertad externa más que en la medida exacta en que hayamos sabido, en un momento determinado, desarrollar nuestra libertad interna.
  • Ganamos justicia más rápidamente si hacemos justicia a la parte contraria.
  • No dejes que se muera el sol sin que hayan muerto tus rencores.
  • Cuando todos te abandonan, Dios se queda contigo.
  • Un país, una civilización se puede juzgar por la forma en que trata a sus animales.
  • ¿La civilización Occidental? Bueno, sería una excelente idea.
  • No escuches a los amigos cuando el amigo interior dice: ¡Haz esto!
  • Un error no se convierte en verdad por el hecho de que todo el mundo crea en él.
  • Lo que se obtiene con violencia, solamente se puede mantener con violencia.
  • Dicen que soy héroe, yo débil, tímido, casi insignificante, si siendo como soy hice lo que hice, imagínense lo que pueden hacer todos ustedes juntos.
  • El hombre no posee el poder de crear vida. No posee tampoco, por consiguiente, el derecho a destruirla.
  • Uno debe ser tan humilde como el polvo para poder descubrir la verdad.
  • Si quieres cambiar al mundo, cámbiate a ti mismo.
  • El verdadero progreso social no consiste en aumentar las necesidades, sino en reducirlas voluntariamente; pero para eso hace falta ser humildes.
  • Si la muerte no fuera el preludio a otra vida, la vida presente sería una burla cruel.
  • No me gusta la palabra tolerancia, pero no encuentro otra mejor. El amor empuja a tener, hacia la fe de los demás, el mismo respeto que se tiene por la propia.
  • Ante las injusticias y adversidades de la vida... ¡calma!.

  • La plegaria no es un entretenimiento ocioso para alguna anciana. Entendida y aplicada adecuadamente, es el instrumento más potente para la acción.
  • Lo más atroz de las cosas malas de la gente mala es el silencio de la gente buena.
  • La tristeza de la separación y de la muerte es el más grande de los engaños.
  • La muerte no es más que un sueño y un olvido.
  • La verdad es totalmente interior. No hay que buscarla fuera de nosotros ni querer realizarla luchando con violencia con enemigos exteriores.
  • La causa de la libertad se convierte en una burla si el precio a pagar es la destrucción de quienes deberían disfrutar la libertad.
  • Dios no ha creado fronteras. Mi objetivo es la amistad con el mundo entero.
  • Entiendo por religión, no ya un conjunto de ritos y costumbres, sino lo que está en el origen de todas las religiones, poniéndonos cara a cara con el Creador.
  • La verdad jamás daña a una causa que es justa.
  • Quisiera sufrir todas las humillaciones, todas las torturas, el ostracismo absoluto y hasta la muerte, para impedir la violencia.
  • Aquellas personas que no están dispuestas a pequeñas reformas, no estarán nunca en las filas de los hombres que apuestan a cambios trascendentales.
  • En cuanto alguien comprende que obedecer leyes injustas es contrario a su dignidad de hombre, ninguna tiranía puede dominarle.
  • Todo lo que se come sin necesidad se roba al estómago de los pobres.
  • No debemos perder la fe en la humanidad que es como el océano: no se ensucia porque algunas de sus gotas estén sucias.
  • La verdadera educación consiste en obtener lo mejor de uno mismo. ¿Qué otro libro se puede estudiar mejor que el de la Humanidad?
  • Los medios violentos nos darán una libertad violenta.
  • Nunca hay que pactar con el error, aun cuando aparezca sostenido por textos sagrados.
  • Lo mismo que un árbol tiene una sola raíz y múltiples ramas y hojas, también hay una sola religión verdadera y perfecta, pero diversificada en numerosas ramas, por intervención de los hombres.
  • Correrán ríos de sangre antes de que conquistemos nuestra libertad, pero esa sangre deberá ser la nuestra.
  • El capital no es un mal en sí mismo, el mal radica en su mal uso.
  • Cuanto más la practico, con mayor claridad advierto lo lejos que estoy de la plena expresión de la no violencia en mi vida.
  • La humanidad no puede liberarse de la violencia más que por medio de la no violencia.
  • La tarea que enfrentan los devotos de la no violencia es muy difícil, pero ninguna dificultad puede abatir a los hombres que tienen fe en su misión.
  • La plegaria es la primera y la última lección para aprender el noble y bravío arte de sacrificar el ser en los variados senderos de la vida.
  • Si no tenemos miedo de los hombres y buscamos sólo la verdad de Dios, estoy seguro de que todos podremos ser sus mensajeros. En lo que a mi respecta, creo sinceramente que respondo a estas dos condiciones.
  • Imagino que sé lo que significa vivir y morir como no violento. Pero me falta demostrarlo mediante un acto perfecto.
  • Hay que vigilar a los ministros que quieren hacerlo todo sólo con dinero.
  • El que retiene algo que no necesita es igual a un ladrón.
  • Para una persona no violenta, todo el mundo es su familia.
  • Los medios impuros desembocan en fines impuros.
  • El nacimiento y la muerte no son dos estados distintos, sino dos aspectos del mismo estado.
  • El conocimiento profundo de las religiones permite derribar las barreras que las separan.
  • Los grilletes de oro son mucho peor que los de hierro.
  • Imperfecto como soy, comencé con hombres y mujeres imperfectos, por un océano sin rutas.
  • Estoy comprometido con la verdad, no con la consistencia.
  • Mi arma mayor es la plegaria muda.

  • Escucha su biografía.

    La biografia completa de Mahatma Gandhi realizada por el canal Historia.
    En este audio-documental se narra la vida de una de las personas más influyentes y con una contribución más importante en la historia. No sólo en la vida política, también en la social y en la manera de luchar por lo que creemos justo. Espero que lo disfrutéis igual que yo!



    Fuentes: wikipedia.org / video.google.com
    Video documental biofrafíco sobre la vida de Mahatma Gandhi.

    Tema: Biografías

    Temas relacionados:
        •   Nostradamus medico y profeta francés (1503-1566) 01/03/2010
        •   Albert Einstein. Magistral, definitivamente un genio. 19/11/2009
        •   Julio Romero de Torres, pintor Cordobés 20/09/2009
        •   Pedro Cavadas Rodríguez, un cirujano con renombre internancional 12/09/2009
        •   Stephen Jay Gould y "La vida maravillosa" 10/09/2009
        •   Louis Pasteur, 1822-1895. Químico y microbiólogo francés. 31/08/2009
        •   Galileo Galilei, fue el padre de la astronomia 25/08/2009
        •   Bruce Lee, descubre toda su vida. 22/08/2009